Skip to content

¿Por qué hay tanta polémica con la campaña ‘El verano también es nuestro’ del Ministerio de Igualdad?

Cuatro mujeres que aparecen en el cartel han denunciado el uso o manipulación de su imagen sin autorización.

1 de agosto de 2022/ Infoveritas

El pasado 28 de julio, el Instituto de las Mujeres lanzó en redes sociales ‘El verano también es nuestro’, una campaña para reivindicar la diversidad corporal y el derecho de todas las mujeres a disfrutar del espacio público, así como para denunciar la violencia estética que sufren. Así detalla el organismo en una nota de prensa el objetivo de la campaña. En el cartel, un trabajo firmado por Arte Mapache, aparecen cinco mujeres en una playa. Aquí puedes ver el perfil de Twitter e Instagram del responsable del proyecto. La página web de la empresa ya no se encuentra disponible en internet.

La campaña ha generado mucha polémica. Por una parte, por usar sin permiso la imagen de las modelos y una tipografía sin licencia. Desde que se puso en marcha la campaña cuatro mujeres han denunciado el uso indebido de su imagen. La modelo británica Nyome Nicholas alertaba en su cuenta de Instagram que el Ministerio de Igualdad español utilizaba fotos de modelos sin consentimiento acusándole del uso de Photoshop para editar los cuerpos, entre ellos el suyo.

Otra compañera de profesión, Sian Green-Lord, también denunció que se había utilizado su imagen sin su consentimiento y además se manipuló su cuerpo, ya que el creador eliminó la pierna ortopédica que lleva desde el año 2013, tras sufrir un accidente. La activista Julie Fitz Patrick, con doble mastectomía, y la fotógrafa Ami Barwell, quien capturó su historia, también se han sumado a las críticas por el uso indebido de su imagen y sus fotografías.

La versión del Ministerio

Desde el Ministerio de Igualdad han explicado a INFOVERITAS que «el cartel ‘El verano también es nuestro’  y su adaptación al entorno digital_ home y rr.ss del organismo, forma parte del Programa Editorial de 2022 del Instituto de las Mujeres. Se trata de una acción de sensibilización para fomentar una imagen equilibrada y no estereotipada de las mujeres, y tiene como objetivo potenciar la actividad de este organismo para transformar la percepción social sobre los roles y estereotipos de género, con el objetivo de impulsar acción de comunicación y sensibilización a la ciudadanía en general y en especial a las mujeres de todas las edades y diversas, para fomentar una imagen equilibrada y no estereotipada de la imagen de las mujeres, y los cánones de belleza femeninos».

Sin embargo, el organismo puntualiza que  en ningún momento tuvo conocimiento de que las mujeres que aparecen en las imágenes fueran personas reales. «El trabajo contratado fue la elaboración de una ilustración, sin utilización de modelos. Desde el Instituto de las Mujeres, como parte perjudicada, se han puesto en contacto con las modelos para aclarar la situación, y se está a la espera que la ilustradora y las modelos lleguen a un acuerdo», agregan.

Arte Mapache ha pedido disculpas

El creador de la campaña, Arte Mapache, ha pedido disculpas públicamente a las modelos en un hilo de Twitter: «por haberme inspirado en sus fotografías para la campaña “El verano también es nuestro” y por haber utilizado una tipografía sin licencia (pensando que era libre.)”.

“Mi intención jamás fue hacer abuso de su imagen, sino trasladar en mi ilustración la inspiración que suponen para mí mujeres como Nyome Nicholas, Raissa Galvão… Su trabajo y su imagen deben ser respetados. Gracias por vuestra labor, incluso en este caso”, añade.

Además, señala que espera solucionar esta situación lo antes posible: “asumo mis errores y por eso ahora estoy intentado reparar el daño causado”. Así, Arte Mapache ha decidido repartir los beneficios a partes iguales entre las protagonistas del cartel y en la compra de la licencia de la tipología utilizada.

Un día después de la publicación de ese hilo, el 29 de julio, actualizó sus avances: “Comunicar que ya he comprado la licencia del uso comercial de la tipografía utilizada en el cartel «El verano también es nuestro». Sigo a la espera de obtener respuesta por parte de las modelos en las que me inspiré para la ilustración y así poder solucionarlo rápidamente.”

Por su parte, el Instituto de las Mujeres también pidió disculpas en sus redes sociales por el uso de imágenes de varias modelos sin su consentimiento. Además, aclara en esa publicación que en ningún momento tuvieron conocimiento de que eran modelos reales.

Un  presupuesto polémico

El coste de la campaña también está siendo cuestionado. Algunos usuarios en redes sociales aseguran que el presupuesto del cartel asciende a 84.500€ y que, en realidad, había sido adjudicado a una empresa llamada The Tab Bang. “84.500€ nos hemos gastado los españoles en una “campaña” para dar visibilidad a las gordas. Qué placer pagar impuestos para estas cosas”, se puede leer en una publicación.

“Irene Montero adjudica un proyecto presupuestado en 84.500€ a la empresa The Tab Gang. Uno de los socios de esta empresa es Javier Moya, ex periodista de El País. Gastándose el dinero del contribuyente en enriquecer a sus amiguitos”, asegura otro usuario.

Sin embargo, el responsable de la campaña es Arte Mapache niega ese coste. En sus redes el creador señala que “ha trabajado directamente con el @InstMujeres y no me ha subcontratado @thetabgang.  El contrato que corre por redes sociales de 100.000€ no es del cartel «el verano es nuestro».

Por su parte, The Tab Bang, una productora audiovisual y editorial especializada en productos y contenidos de comunicación innovadores, también ha negado en Twitter que tenga nada que ver con esta campaña de Igualdad.

Ante la polémica generada en los últimos días, la directora del organismo, Antonia Morillas, confirmó en su cuenta de Twitter que la ilustración había sido realizada por Arte Mapache por 4.990€. Desde el Ministerio de Igualdad también ha confirmado «que el presupuesto dedicado a este contrato es de 4.990 euros, impuestos incluido.»

La licitación de 84.500€ es para otra campaña

Contrariamente a lo que aseguran algunos usuarios, la licitación de 84.500 a la productora The Tab Bang no guarda relación con esta campaña. Esta corresponde a otra campaña que todavía no ha visto la luz. Desde el Ministerio de Igualdad aclaran a INFOVERITAS que «la información publicada en la plataforma de contratación, hace referencia a la campaña anual de publicidad institucional del Instituto de las Mujeres, que aún no ha sido lanzada.»

En el pliego de la licitación de la creatividad de esta campaña elaborado por el Ministerio de Igualdad, y cuya adjudicación sí consiguió The Tab Bang, se especifica que el motivo del contrato es desarrollar una campaña para sensibilizar a la población “contra los estereotipos de género basados en los cánones de belleza femenino”.

Además, se detalla que la empresa que gane el concurso deberá desarrollar los siguientes puntos que se detallan a continuación: · Planteamiento estratégico de campaña, en el que se incluyan las acciones que se proponen para sudesarrollo.· Creatividad, diseño y desarrollo de las piezas y formatos destinados a cada soporte: spot paratelevisión, cuña de radio, gráfica para prensa, exterior, cartel y folleto y acciones digitales y pararedes sociales.· Producción de todas las piezas de campaña y acciones de publicidad/comunicación.

Para realizar este trabajo, se presentaron cuatro empresas con ofertas presupuestarias entre los 79.500 € y los 90.000€. The Tab Gang se hizo con el contrato por 84.500€. Así se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el 6 de abril de 2022.